miércoles, 24 de marzo de 2010

¿DEFICIT DE "ATENCION" DE LOS NIÑOS O DE LOS PADRES?

Revisado: 4 de noviembre del 2010
Se ha publicado en ADN.es/La vida un artículo que me deja cavilando mucho en verdad, titulado "Investigadores muestran que el trastorno por déficit de atención e hiperactividad se relacionan con adicciones" . Estos postulan dos aspectos que llaman mi atención:
 
1. Que el TDAH no disminuye en la edad adulta.
2. El TDAH en la vida adulta esta asociado a consumo de alcohol y otras sustancias adictivas.
 
En la actualidad, cuestiono la existencia real del TDAH en toda la población diagnosticada, algo que no hacía antes.
 
He considerado que una gran mayoría de infantes han sido etiquetados de manera ligera e irresponsable por algunos profesionales, docentes y peor aún, progenitores; que con poca tolerancia a las conductas evolutivas de un infante en edad escolar y el no reconocimiento y aceptación de las diferencias individuales esperan encontrar en casa o en el colegio a un niño "bien portado, obediente, sumiso, que sin tanta oposición siga ordenes y las cumpla a cabalidad". Rápidamente y sin cuestionar su papel como motivador, facilitador de aprendizajes, conductor de grupos infantiles "señalan" al que contraría la orden y no se "alinea" bajo sus parámetros.
 
De forma parecida en casa, padres y madres ocupados, estresados por sus compromisos laborales, financieros, conflictos individuales y de pareja; se rinden -si es que dan la batalla-ante conductas inadecuadas de los niños y niñas, que lejos de un TDAH son quizás reclamos y demandas afectivas dado el poco tiempo compartido con sus padres o el tipo de vinculación con ellos.
 
Estos cuestionamientos parecen absurdos para algunos defensores aferrimos de posturas organicistas que no dudan en tratar a TODA la población de niños y niñas con sintomas como el deficit de atención e impulsividad como niños en serie que solo hay que medicar. Sin revisar todos los factores que rodean el niño/a y profundizar en el diagnóstico (no colectivo / sino INDIVIDUAL). Holanda se hace este cuestionamiento hoy por hoy. Yo tambien lo hago.
 
Cavilemos en esto:
 
Las conductas de los infantes en términos de atención (obediencia y acato de una orden e instrucción) , hiperactividad (movilidad postural) e impulsividad (motivación y finalización de una tarea) pueden erróneamente evaluarse dado que los infantes muestran éstas conductas cuando:
 
  • Poseen necesidades fisiológicas u otros problemas orgánicos. ¿Acaso vos con sueño, hambre, cansancio, aburrimiento no te inquietas, despistas y evades tareas? y si, existen algunas dificultades sensoriales: no ves bien, no escuchas bien ¿será que podrás interesarte en algo realmente?
  • Los niños no piensan ni actúan como adultos. Su falta de conocimiento y experiencia les hace cometer errores sin mala intención. ¿Aún tu de adulto no has cometido errores por "arrebatao"?
  • Cuando se sienten rechazados, ignorados en sus sentimientos y pensamientos. Cuando su aspecto corporal les hace sentir disminuidos ante otros.
  • Cuando están inseguros hacen éstas conductas: la separación de los padres, la lejanía de alguno de ellos, la llegada de un hermanito, mudarse de casa, cambiarse de colegio, se va el amigo, se muere el perro, el pescadito, ¡su mascota! son situaciones que precipitan una desatención.
  • Cuando no se sienten amados. Sin una relación de amor, los niños tienen poco o ningún motivo para adaptarse y "comportarse bien" ¿Quién esta ahí para reconocer su existencia?
  • Cuando les falta confianza. Los niños que se sienten incompetentes recurren a fanfarroneos, peleas, retraimientos que se confunde con éstos síntomas del TDAH.
  • Para ganar poder o evitar responsabilidades pueden presentar éstas conductas que se confunden con el TDAH.
  • En general, como reacción frente a amenazas a su autoestima, cualquier niño y niña podría emitir estas conductas que relacionan al infante con el TDAH.
 
En éste punto, un menor que se etiqueta LIGERAMENTE con TDAH , se vulnera aún mas en su dignidad produciéndose un padecimiento crónico de autoestima que repercutirá en su vida adulta para el desempeño de una actividad y para sus relaciones interpersonales. No obstante, si hay un TDAH idóneamente diagnosticado donde se corrobore su organicidad, de tal manera debe ser manejado y su implicación en la vida adulta real deberá ser mediada por el mismo individuo, su consciencia del trastorno y manejo médico del mismo.
 
Ahora bien, en el tema de las adicciones volvemos al mismo punto. Estas tienen claramente una relación con la privación y/o deprivación afectiva y, la calidad del vinculo con la figura sostenedora: la madre, sin obviar la importancia del rol paterno. Freud opinaba que las adicciones estaban asociadas a traumas infantiles tales como madres sobreprotectoras, negligencia materna o frustración de la necesidad de dependencia. Como él otros autores post freudianos daban relevancia al papel de los progenitores o figuras afectivas significativas frente las adicciones. Sobre ésto, lee aquí.
 
Podría entonces debatirse que no es un TDAH precisamente, lo que precipita las adicciones de los jovenes. SON LOS VINCULOS AFECTIVOS SIGNIFICATIVOS y EL DETRIMENTO DE LA AUTOESTIMA asociada a las conductas indeseadas socialmente y relacionadas con el TDAH que son señaladas, criticadas, censuradas e inaceptadas; lo que marca fundamentalmente la salud y la madurez emocional de ese niño que lo vuelve vulnerable y proclive a tomar el camino de las drogodependencias.
Por el contrario, un niño aceptado, valorado, motivado, acompañado, sostenido con síntomas relacionados con el TDAH o no, tendrá recursos psiquicos que le protegen de caer en este tipo de conductas compensatorias como son las drogodependencias.
 
Concluyo: ¿El déficit de atención será de los niños y niñas? o ¿El déficit de atención será - en muchos casos - de los padres, madres y docentes que no cumplen con su rol de forma idónea?
 
Saludos con fuerza oxitocina!

Para sus consultas, citas, programación de conferencias, charlas o talleres contactar a continuación.
 
Liliana Castro Morato
Psicóloga, Educadora, Acompañante Perinatal - Doula, Consejera en Lactancia Materna
Servicios Profesionales para la Salud Primal  y el Bienestar Humano
Contacto: 3007253852 Bucaramanga, Colombia.
Publicar un comentario